Estoy lista y preparada para contarte todo lo que puedes ver en Málaga en un día y no creas que no es poco. La capital de la Costa del Sol es de las ciudades más amables para hacer turismo.

Te he preparado una lista de imprescindibles de Málaga. Les puedes dedicar uno o dos días. Todo depende de tu ritmo, y de si quieres acceder al interior de todos los monumentos y museos que te propongo.

Si quieres sacar todo el partido a tu tiempo, mi mejor recomendación es que hagas una visita guiada por Málaga con entrada a la catedral y la alcazaba. En solo media mañana vas a conocer los dos monumentos y lugares indispensables del centro histórico. Vas a ir acompañado de un guía que te cuenta de forma amena y divertida un montón de datos curiosos. Y, lo mejor, es que te sale más barato que si compras las dos visitas por separado. Te dejo el enlace para que la reserves y así te despreocupes de todo.

Si tienes intención de hacer otras excursiones cerca de Málaga y estás buscando un alojamiento bueno, bonito y barato te recomiendo el Soho Boutique Urban. Tiene una decoración muy coqueta, sus camas son increíbles y está muy bien situado en el Soho para estar a dos pasos del centro histórico. Echa un vistazo a la disponibilidad y precios aquí.

Málaga en un día, de lo típico a lo más moderno

Con este listado voy a conseguir que veas los lugares esenciales de Málaga si es tu primera vez.

Lo cierto es que si tienes más días y te lo quieres tomar con un poco más de tranquilidad hay otras opciones muy interesantes como: el museo Carmen Thyssen, el jardín de la Concepción, hacer un paseo en catamarán al atardecer o conocer el cementerio inglés de Málaga con esta visita nocturna y teatralizada.

Ahora vamos a centrarnos en los monumentos —con siglos de historia en sus piedras—, sus soleadas playas y su gastronomía —que es para chuparse los dedos—.

Vistas de la Manquita desde la Alcazaba de Málaga

La Catedral de la Encarnación

Conocida por los malagueños como la «Manquita». Este apodo le viene de que solo tiene una torre ya que le falta la sur. Podrías pensar que es debido a un hecho trágico o curioso, pero nada más lejos de la realidad.

Este edificio al no tener un tejado a dos aguas permite que la visita sea poco habitual: puedes pasear sobre sus cubiertas. Puedes reservar en este enlace tu plaza.

A todo lo anterior, añadimos la mezcla de estilos arquitectónicos. El primer piso exterior es barroco y neoclásico, la puerta del perdón: gótica, los mármoles grises y rosas a juego con el palacio episcopal.

Estoy segura de que ya estás deseando acceder al interior. Solo te diré que aquí trabajó el gran artista Diego de Siloé, el mismo que trabajó en la Catedral de Burgos. El resto de la visita quiero que sea toda una sorpresa para ti.

Tienes toda la información de este y otros datos para visitarla en el artículo de horarios y precios de la catedral de Málaga.

La Alcazaba y Teatro Romano de Málaga

La Alcazaba estuvo habitada hasta 1931 que fue declarada Monumento Histórico Nacional. Merece la pena visitar su interior con un tour guiado ya que te van a contar todo sobre las zonas del barrio musulmán y los usos que recibió a lo largo de los siglos. Las visitas por libre son gratis el domingo por la tarde.

El Teatro Romano se puede entrar de forma gratuita. Hay también una modalidad de visita con un free tour en el que haces un recorrido por la alcazaba y el teatro. Te dejo el enlace por si estás interesado.

El acceso es desde el Centro de interpretación y puedes pasear por la orquesta y las gradas. Las primeras bancadas son las originales. Las dos superiores son reconstrucciones ya que la piedra de esta parte se usó para construir la Alcazaba.

Castillo de Gibralfaro y miradores

La Alcazaba comunica con el castillo de Gibralfaro. Caminando son unos quince minutos desde el centro de la ciudad. Si quieres evitarte la cuesta puedes ir en el bus número 35 que sale desde la Alameda.

Desde esta fortaleza, para mí, se obtienen las que seguramente son las mejores vistas de toda la ciudad. Tienes la catedral, la zona portuaria y toda la bahía a tus pies. Si además te gusta conocer la historia de los lugares, reserva este tour guiado. Es uno de los mejor valorados de Málaga.

Reserva el atardecer para subir a este castillo mirador ya que es el mejor momento del día. Es una delicia contemplar la ciudad mientras el sol se pone sobre el mar.

Calle Larios

Esta calle es uno de los emblemas de la ciudad con más de 130 años de antigüedad.

Se realizó en honor al marqués de Larios a imitación de los edificios que se construían, en la época, en la ciudad de Chicago.

Como curiosidad apuntar que, si te fijas en las viviendas, vas a ver que todos están construidas en curva. Es para facilitar la entrada de aire fresco del mar.

Este animado paseo está lleno de tiendas de franquicia, pero todavía puedes encontrar la farmacia y la heladería más antigua de la ciudad.

A mí lo que más me gusta es disfrutar de un rico helado de Casa Mira mientras paseo viendo escaparates en la quinta calle más cara de España.

Calle de San Agustín

Es una de las más pintorescas y un lugar indispensable de Málaga.

Típica calle que conserva su trazado medieval rodeada de bares, terrazas y tiendas de recuerdos.

Entre los edificios antiguos tienes que fijarte en el monasterio de San Agustín y el Museo Picasso, ubicado en el palacio renacentista de Buenavista.

Este museo cuenta con la primera obra del artista malagueño, que realizó con solo ocho años de edad.

Casa natal de Picasso en la Plaza de la Merced

Esta plaza mantiene el nombre de la iglesia que se encontraba aquí hasta la Desamortización.

Está extramuros, fuera de la antigua muralla.

Lo más relevante es el obelisco de Fernando VII. Homenaje a Torrijos y cuarenta y nueve hombres caídos como protesta contra el absolutismo de Fernando.

Es el lugar típico para tomar un café en sus numerosas terrazas y visitar la casa museo de Picasso ya que nació en esta plaza. 

La plaza Constitución

La calle Larios desemboca en la plaza Constitución, que son las dos arterias principales de la ciudad.

En esta animada plaza se encuentra el Pasaje Heredia, unas galerías comerciales del siglo XIX y de las primeras que se construyeron en España. En su interior está el café Chinitas, un lugar histórico por la cantidad de artistas que han pasado por sus mesas. Llegó a ser el café teatro más popular de España en el siglo XIX. Por aquí pasaron personajes tan relevantes como Lorca.

En esta plaza también queda la fachada de mármol de un antiguo convento.

La Alameda principal

En este paseo rodeado de árboles tienes varios sitios típicos para visitar. Si eres fan de las tabernas tradicionales vete a la Antigua Casa de Guardia en la que se sirve el vino directamente de los barriles.

Muy cerca está el mercado de Atarazanas. Un sitio habitual para tomar el vermú y dar una vuelta por sus puestos de pescado y comida.

En el extremo que cruza con la calle Larios hay un edificio de seguros a imitación de los rascacielos de NY no por altura, pero sí por la forma.

Dos alojamientos completan la calle, uno de cuatro y otro de cinco estrellas. Se puede subir a la terraza del hotel Only You y tomar algo con vistas al puerto. 

Barrio de El Soho

Ahora desembarcamos en el barrio de las Artes. El más moderno y cosmopolita de la ciudad.

Está al otro lado de la Alameda Principal. Aquí los locales son acogedores y recuerdan a los que puedes encontrar en ciudades tan cosmopolitas como Londres o Nueva York.

Las paredes de los edificios están repletas de arte urbano y no es extraño encontrar a los artistas en plena faena creativa. El CAC Málaga (Centro de Arte Contemporáneo) es el lugar para ver obras de Juan Muñoz, Tony Cragg o Sigmar Polke. 

Iglesia de Santiago

Hacemos un viaje en el tiempo y nos plantamos en pleno periodo de la Reconquista. Esta iglesia es la primera que se consagró en 1490 cuando los Reyes Católicos tomaron la ciudad.

La más antigua de la ciudad y con un llamativo contraste entre el exterior de estilo mudéjar y el interior totalmente blanco.

Otro dato sobre este edificio es que aquí recibió su bautismo el artista Pablo Picasso.

Para llegar a esta iglesia tienes que dirigirte hasta la calle Granada. Es una de las del centro histórico. Nosotros la recorrimos con este free tour que contratamos.

Este letrero de la playa urbana de la Malagueta es muy conocido

La malagueta, el muelle uno y la Farola

Te propongo ahora acercarte al lado más marinero de esta ciudad a orillas del Mediterráneo.

Tienes que ir al puerto y dar una vuelta por el Muelle uno repleto de barcos listos para zarpar en un crucero. Recorre el paseo, entra a alguna tienda o acércate hasta la Farola, un faro del siglo XIX y el único en España que se le llama farola en femenino.

Si eres un amante del arte te recomiendo uno de los mejores museos de Málaga: la sucursal del Centro Pompidou, conocido como el Cubo.

Un poco más al fondo se encuentra la playa de la Malagueta con sus populares letras en las que te puedes hacer una foto típica. Además, si te has traído el bañador en la maleta es el momento de darte un chapuzón en sus increíbles aguas. Por algo es una de las que incluí en este artículo de playas de Málaga.

Pedregalejo, entre la playa y los espetos

Otra propuesta con sabor genuinamente marinero es ir al paseo marítimo de Pedregalejo. Conserva todo el encanto de los pequeños pueblos costeros. Aunque tengas coche propio es mejor idea que uses el transporte público que sale desde Málaga.

Este es un recorrido entre la playa y los restaurantes donde probar espetos de sardinas y otros pescados.

Todo el paseo está lleno de barcas de arena donde se hace fuego. En estas brasas se asan toda clase de pescados y mariscos. Es la forma típica de comerlos y no hay nada tan malagueño como ver las sardinas clavadas en un palo mientras se asan en las ascuas.

Mapa con los imprescindibles de Málaga en un día

Muchos de estos lugares, excepto Pedregalejo —que hay que salir fuera de la ciudad—, están incluidos en un recorrido saludable de unos diez mil pasos.

Como vas a ver en este enlace la ruta es totalmente factible para realizar caminando.

Muchos de los monumentos y lugares turísticos se concentran en el centro lo que facilita la posibilidad de realizar esta visita andando.

Preguntas y respuestas habituales antes de visitar Málaga en un día

Ahora a modo de resumen te voy a desgranar en forma de preguntas y respuestas cortas toda la información práctica para que organices tu día de visita en Málaga.

Un plan gratis en Málaga

¿Cuándo es buen momento para visitar Málaga?

Para mí siempre es una buena idea pasar unos días en esta capital andaluza. En invierno la temperatura es muy agradable y los días soleados se suceden uno tras otro.

Si quieres coincidir con las navidades el espectáculo de luz y música de la calle Larios es muy animado.

Para conocer la ciudad en una fecha especial te interesa viajar en Semana Santa y ver de cerca sus procesiones.

En primavera también puedes viajar a Málaga durante su festival de cine. Aunque mi momento preferido para ir es en otoño. Los días son agradables para hacer excursiones y combinarlos con momentos de playa.

¿Qué visitar en Málaga en 24 horas?

El listado que te he preparado me parece de lo más completo para un día. Por eso para mí la conjugación perfecta es dedicar tiempo a los monumentos históricos e incluir alguna pinacoteca.

Apunta estos sitios que son necesarios conocer: la catedral, teatro romano, alcazaba, la calle Larios y el museo Picasso. Los puedes conocer con este tour en español que dura tres horas y media. También son indispensables el Soho, la zona moderna de la ciudad, el puerto y la costa tan bien representada en la playa de la Malagueta.

¿Qué comer en Málaga?

Te voy a hacer un breve recorrido desde lo más tradicional a lo más moderno.

Platos y comidas tradicionales en Málaga:

Apunta espeto de sardinas y fritura de pescado.

El dulce típico se conoce como las tortas locas o loquitas y las puedes comprar en La Canasta.

Para desayunar pide un pitufo con sombra, nube o mitad; tres ejemplos de las nueve formas diferentes de pedir un café.

Casa Lola para tapear.

La Tranca, tapas tradicionales en una taberna de estilo desenfadado

Bodega Bar El Pimpi desde 1971. Famoso por los artistas que pasan por aquí. Antonio Banderas es el accionista principal.

Sitios menos tradicionales:

The Cereal Boom Coffee. Te dejo este enlace para que veas lo que solemos pedir nosotros cuando vamos. Es nuestro sitio preferido para desayunar en Málaga por su selección de cereales que a mi hija Julieta la vuelven loca, a Miguel por sus platos de porridge y a mí por las tostadas de aguacate.

Fonzo. Este nos encantó a los tres por la mezcla de sabores y cocina fusión delicada y exquisita.

Miss Sushi Soho. Es la quinta esencia del tipo de restaurante que te vas a encontrar en el Soho.

Byoko. Un restaurante bio y kilómetro cero en Málaga. Sin procesados, todo sabores naturales tan bien maridados que no sabríamos qué plato de la carta recomendarte: nos encantan todos.

¿Cómo llegar a Málaga?

La mejor opción y más rápida para llegar desde cualquier punto de la geografía española es hacerlo hasta el aeropuerto internacional.

Tienes conexiones diarias con: Bilbao, Santiago de Compostela, Islas Canarias, Madrid, Barcelona y un montón de destinos más.

Desde el aeropuerto al centro puedes usar el bus express y también el cercanías. A mí me encanta el tren porque te deja en la estación de María Zambrano y también en el centro en apenas quince minutos, por menos de un euro y cincuenta céntimos.

¿Hay AVE a Málaga?

Hay AVE, el tren de alta velocidad español, y también tren Avlo, la versión de bajo coste entre Málaga y Madrid lo que hace muy sencillo llegar desde la capital de España y otras poblaciones de los alrededores.

Otros lugares para conocer en la ciudad y provincia de Málaga

¿Te has quedado con todos los sitios para ver en Málaga?

Málaga reúne lo mejor de un destino que se remonta a la época de los fenicios y en la que no faltan las propuestas más actuales en cuanto a arte se refiere. Una ciudad que se ha consolidado como destino de sol, playa y cultura desde la década de los años 60 del siglo XX. Toda una sorpresa para cualquier viajero. Y si te sobra algo de tiempo, no te pierdas el famoso Caminito del Rey.

Para mí es una gran alegría compartir contigo este destino en el que vas a disfrutar cada uno de los minutos que pases en él. Te leo en los comentarios si tienes cualquier duda o necesitas cualquier recomendación.

Deja una respuesta